2018-10-15T10:36:52-03:00

Desde hace un tiempo, sentís que hay un abismo entre vos y tu pareja. Se miran distinto, sienten que la conexión se rompió, como si los separara un mar y cada uno espera en una orilla a ver quién de los dos está dispuesto a cruzarlo. Y lo peor es que no sabés cómo llegaste a ese punto. Por eso, hicimos esta lista de “señales” que están arruinando esa relación tan especial. ¡Estás a tiempo!

¡Mirá la lista completa acá!

No sos vos, soy yo: 12 maneras en que estás arruinando tu relación - Imagen

1. Mostrarte demasiado frío, no hablar. Hacerle la guerra fría por algo que no sabés bien cómo comenzó. Y en vez de hablarlo, te vas cuando algo anda mal. O terminás solucionándolo con sexo.

2. Le ocultás tus gastos. Tenés toda una economía paralela porque no confías lo suficiente como para mostrar en qué dilapidás tu dinero.

3. Odiás disculparte por algo que no tenías razón. Sentís que cedés demasiado con ofrecer una disculpa y preferís hacer como que no pasó nada. Ni hablar si despreciás a tu pareja en sus intentos de reconciliación.

No sos vos, soy yo: 12 maneras en que estás arruinando tu relación - Imagen 1

4. Buscás tener siempre la razón de las cosas y te enorgullecés cuando te la dan. Esto puede convertirse en un punto de quiebre en la relación.

5. Asumís que tu pareja debe entender tus necesidades y estar dispuesto todo el tiempo a complacerte.

6. Dejás en claro que tus intereses están por encima de las del otro. El único proyecto de vida que cuenta es el tuyo.

No sos vos, soy yo: 12 maneras en que estás arruinando tu relación - Imagen 2

7. Identificás las debilidades de la personalidad de tu pareja y los secretos de su familia para recriminar y usarlo a tu favor en cada discusión.

8. Siempre tenés una excusa para tus malos hábitos o errores.

9. No tenés vida propia o una vida en la que tu pareja no esté presente. Vivís para la otra persona en un universo de dos y en la que vos dominás todas las situaciones. Lo bombardeás con mensajes del tipo: dónde estás, qué estás haciendo y con quién.

No sos vos, soy yo: 12 maneras en que estás arruinando tu relación - Imagen 3

10. No intentás nada nuevo. La monotonía: pelis y sillón son tu perdición. Y la de tu pareja también.

11. Tenés que controlar todo el tiempo todo: qué comen, planes, vacaciones, proyectos a futuro. ¡No se te escapa nada y ya sos casi la madre!

12. Actuás como si jamás hubieses hecho algo de lo que se menciona en la lista anterior y que es tu pareja quien debe hacer todos los cambios. ¡Alerta roja!