2018-10-15T10:26:10-03:00

Según la psicóloga clínica Alice Boyes ser una persona insegura o sentir diferentes inseguridades puede tener sus beneficios. Entre otras cosas, puede ayudarte a tomar un impulso para crecer o a adaptarte a los cambios con mayor facilidad.

MIRÁ TAMBIÉN: ¿Qué es la depresión?

Sin embargo, este sentimiento también puede resultar perjudicial cuando se transforma en una prisión que te imposibilita continuar. Según la experta, hay 5 momentos en los que estas situaciones se manifiestan y podemos advertir:

“Me acaban de rechazar”
Se te ocurrió una idea y la propusiste, pero alguien pensó una alternativa. A veces podemos interpretar esto como un rechazo hacia nosotros, pero no siempre tiene que ser así. Las personas que tienen confianza en sí mismas abren sus mentes a nuevas opciones para estar constantemente en contacto con perspectivas novedosas.

“No me ama”
Todas las personas son imperfectas y ello no escapa a los seres queridos. Todos pueden decepcionarte y lo harán si tus expectativas son muy altas. Esto no significa que no te amen, simplemente afrontan sus luchas diarias de la forma que pueden. No es personal.

“Es el fin del mundo”
¿Te dicen frecuentemente que armás una tormenta de un vaso de agua? Tenes que dejar de interpretar los imprevistos como una falta de consideración.

“No puedo equivocarme”
Si te da miedo el error es porque en el fondo pensás que será muy difícil de solucionar. Sin embargo, de alguna manera esto supone que tenés la capacidad de solucionar el problema y subestimás tus capacidades.

“Ella sabe lo que yo sé”
No tenés que pensar que por más que compartas un área de conocimiento con otra persona, ambas van a saber lo mismo. Esto imposibilita que puedas expresarte con claridad y demostrar tu valor.

Fuente: VIX

VER MÁS: 5 cuidados ginecológicos que son importantes para tu salud