Es parte de una tradición japonesa en la que cargan figuras de deidades. Las lastimaduras reciben el nombre de Mikoshi Dako. 1 articulos