2018-11-27T12:11:46-03:00

Martín, Wanda y Antonella son la primera trieja en la Argentina, aunque sólo pudieron casarse ellas dos y, en una ceremonia simbólica, lo hicieron los tres. “La forma más fácil de entenderlo es que somos una relación clásica, pero de a 3. En términos de lo que se conoce como poliamor, sería polifidelidad”, cuenta él.

En una entrevista exclusiva con Mundo TKM, Martín y Wanda explicaron cómo se generó este amor de a tres y cómo lo fueron manejando entre ellos. “No es que cuando empezamos dijimos: “Vamos en busca de una trieja”, sino que, simplemente, respetándonos, cuidándonos, queriéndonos y escuchando los deseos del otro, fuimos recorriendo un camino que nos llevó a esta situación”, dice Martín.

VER MÁS:  Según un nuevo estudio, 1 de 4 chicos creen en el poliamor

“Creo que la característica principal del poliamor es que no busca encasillar o que no establece que hay una forma de relacionarse, entonces esa también es la característica principal de nuestra relación”, sigue.

“Nosotros nos conocimos primero en El Bolsón y a Anto la conocimos por Tinder. Desde que nos conocimos, los dos teníamos en común que nos gustaban las mujeres y el número 3. Yo creo que los dos pensamos que las fantasías y los deseos son para cumplirlos, no para dejarlos. Siempre nos permitimos esa libertad y lo disfrutamos”, relatan.

“Tenemos dos casas, pero pasamos el 90% del tiempo en una. Creo que está bueno tener esa otra como un lugar a solas, si uno quiere”, confiesa, Martín. Mientras tanto, Wanda expresa que la comunicación es clave en su tipo de relación. “Creo que la base es la comunicación que, quizás, en las parejas de a 2 puede existir o no, pero en la nuestra tiene que existir”.

“Los 3 asumimos el compromiso de cuidarnos, no sé si sería mutuamente la palabra, pero de cuidarnos entre los 3 y respetarnos. Cuando se dice relación abierta, en general, se hace referencia a una relación donde los miembros pueden tener sexo con otras personas e incluso contárselo, que no es nuestra práctica”, concluye Martín.

VER MÁS:  La ciencia descubrió que solo nos enamoramos tres veces en la vida