7 relatos del terror: testimonios de víctimas del atentado en Bruselas

Relatos de primera mano de las víctimas del atentado de Bruselas, Bélgica: entre el terror y el miedo, algunos se transformaron en héroes.

7 relatos del terror: testimonios de víctimas del atentado en Bruselas

marzo 22nd, 2016

En el aeropuerto de Zaventem

Había sangre por todas partes. Traté de ayudar a sacar a la gente del lugar”

Escuché un ¡bam! y a un hombre que gritaba en árabe. Delante de mí, una pareja estaba sacando dinero de un cajero y pareció que la mujer estallaba; perdió las dos piernas. Su marido perdió una pierna, y también un oficial de la policía perdió una pierna. Al mismo tiempo estallaban los cristales de los comercios. Había sangre por todas partes. Traté de ayudar a sacar a la gente del lugar” cuenta horrorizado Alphonse Youla, de 40 años, quien se salvó inexplicablemente.

7 relatos del terror: testimonios de víctimas del atentado en Bruselas - Imagen 1

 

“Vi un hombre con el pecho abierto y otro sin cabeza”

“Había sangre por todas partes allí donde estaba un hombre con el pecho completamente abierto. No tenía piernas” dijo un trabajador de una de las cafeterías del aeropuerto, Kallouchi Mohammed, y agregó: “El cuerpo de otro hombre, sin cabeza, temblaba. Había fragmentos de vidrio alrededor” declaró el joven de 28 años.

“Los bebés lloraban”

“Un empleado de un restaurante corrió hacia nosotros y dijo: ‘¡Todos afuera, todos afuera!’. Nadie sabía qué pasaba”. Charlotte McDonald-Gibson, corresponsal de la revista Time,  estaba en el aeropuerto en el momento de los ataques. Por los altoparlantes comenzaron a repetirse las órdenes de evacuación. Escuchó a un miembro del personal que se desesperó: “Nunca pasó algo así, no sabemos qué hacer”.  La periodista finalizó su relato: “Nos llevaron a la zona de cargas, esperamos una hora allí. Los bebés lloraban“.

7 relatos del terror: testimonios de víctimas del atentado en Bruselas - Imagen 2

 

“La explosión sucedió a 30 metros de mí. Vi gente caer al piso y salí corriendo”

Un pasajero que esperaba su pase de abordo, Dries Valaert, se salvó de milagro. “Fue una explosión enorme, el cielorraso se desplomó. Sucedió a 30 metros de donde yo estaba. Vi cómo la gente caía al piso y salí corriendo” contó alterado. El viajero de 30 años saltó las vallas de la seguridad hacia las puertas de salida porque temía que a continuación aparecieran atacantes con armas de fuego. En el camino vio más heridos y mucha gente que corría en una situación de miedo y confusión.

“Llevaban a los heridos en carritos de equipaje hacia las ambulancias”

Anthony Barrett, que trabaja en el Hotel Sheraton del Aeropuerto de Bruselas, escuchó un ruido que le llamó la atención y decidió abrir las ventanas.  “Vi docenas de heridos: los llevaban en camillas y hasta en carritos de equipaje hacia las ambulancias. Un hombre llevaba solo a otro que parecía muy mal herido”.

7 relatos del terror: testimonios de víctimas del atentado en Bruselas - Imagen 3

 

En la estación Maalbeek del metro

“La gente tenía sangre en la cara”

Cinco adolescentes estaban en la estación, habían llegado antes del atentado porque tenían una actividad escolar con oficiales de la Unión Europea. “Escuchamos una explosión cuando salíamos a la calle para buscar el punto de encuentro”, recordó Meava, de 16 años. “Me di vuelta y vi que la gente detrás de mí tenía sangre en la cara. Fue terrible. Nos asustamos muchísimo“.

7 relatos del terror: testimonios de víctimas del atentado en Bruselas - Imagen 4

 

“Me pregunté si iba a morir”

Un gerente de la agroquímica estadounidense Monsanto, Brian Carroll, dijo que había dudado antes de tomar el metro. Había escuchado las noticias sobre la explosión doble en el aeropuerto. El tren en el que viajaba ingresaba en la estación cuando “hubo varias explosiones, se apagaron las luces y el tren tembló“, contó. “De inmediato todos caímos al piso. La gente lloraba y gritaba“. No le pareció un tiroteo; sospechó que era otro ataque y se preguntó si iba a morir en ese momento, en ese lugar. Por inercia, el tren detenido había avanzado hacia la estación; Carroll y otros pasajeros lograron abrir la puerta y avanzar hacia el andén. “El humo lo llenaba todo; había vidrios rotos por doquier“.

 

Entra desde tu celular a TKM Alta Velocidad haciendo click: AQUI

Tags:

,

,

,

,

,

,