2019-01-29T17:09:29-03:00
Cada tres meses la empresa Freelancer.com muestra cómo funcionan en el mercado laboral los 50 puestos más requeridos del mundo digital.

Ofrecen información invaluable para trabajadores independientes que quieran maximizar sus habilidades. El análisis de casi dos millones de trabajos publicados en 2018 ha revelado que los creadores de contenido han sido los más solicitados, especialmente para la creación de sitios web.

Redacción, Animación 2D, Ilustración y After Effects, que han dominado la lista de los 25 trabajos con mayor crecimiento a lo largo de 2018.

Ya lo vaticinó Bill Gates en un ensayo de 1996 titulado “El contenido es el rey”, en que pronosticaba que “gran parte del dinero real se hará en Internet”. Desde ese momento, Gates empezaba a vislumbrar con claridad la gran cantidad de oportunidades que se crearían en torno al entretenimiento online. Ahora, más de dos décadas después, este tipo de trabajos creativos -vital para dar forma a la Internet tal como la conocemos- se ha convertido en uno de los trabajos más populares y de mayor crecimiento que realizan los trabajadores independientes.

La escritura académica también experimentó un crecimiento sustancial a lo largo del año, reclamando su puesto en las 10 mejores categorías de habilidades de más rápido crecimiento en 2018. Otras dos áreas importantes en la creación de contenido online que tuvieron gran demanda fueron la Redacción de Blogs, que crecieron un 146.6% y Redacción SEO – una herramienta tan importante para las empresas que construyen su presencia online-, que aumentó un 84,8% con una demanda de 2.590 empleos.

Los que perdieron

Mientras que los trabajos relacionados con la creación de contenido web y el desarrollo sitios reinaron, los trabajos en otras áreas de desarrollo de software vieron una disminución en popularidad a lo largo del año: esta categoría tuvo una caída del 70,7% en 2018. También los diseñadores de aplicaciones tuvieron menos oportunidades.

Los trabajos que involucran Carritos de compra, sistemas de compras digitales que suelen utilizar los sitios de e-commerce para facilitar las compras online, y procesamiento de pedidos, -embalaje y la entrega de los productos pedidos online- también disminuyeron el año pasado.

La caída anual de estas dos categorías de empleos puede indicar un interés cada vez menor entre los usuarios en crear estos sitios de ventas desde cero y, en su lugar, se prefiere optar por plataformas de e-commerce con un servicio de punta a punta que automatizan tales procesos, como Shopify, un área que experimentó un crecimiento sustancial de empleos durante el año.

Entre las otras áreas de trabajo que experimentaron una caída durante el año se encuentran el Diseño Industrial (-60%), fabricación (-59,7%) e ingeniería de materiales (-57,7%).

Los emergentes: las categorías que hay que seguir de cerca

Qué trabajos digitales están en alza y qué conviene estudiar - Imagen 1

El e-commerce es un área de rápido crecimiento, con muchas empresas con el foco puesto en vender sus productos en un mercado más amplio y global. Esto se puede ver en la oleada de trabajos relacionados con la plataforma de comercio electrónico Shopify.

Machine learning es otra de las áreas que se está asomando con fuerza. Desempeña un papel central en el desarrollo de la Inteligencia Artificial y se centra en reconocer automáticamente patrones complejos y tomar decisiones inteligentes basadas en los datos disponibles, desarrollando algoritmos.

La categoría Blockchain, que incluye trabajos relacionados con el libro digital utilizado para mantener la lista de registros en constante crecimiento que respaldan las criptomonedas como Bitcoin y otras aplicaciones en campos como finanzas y sistemas de cadena de suministro, también vieron un crecimiento en 2018. De hecho, los empleos de Blockchain aumentaron en popularidad, convirtiéndose en la segunda categoría de más rápido crecimiento, aumentando un 300,8% respecto al año anterior.

Por su parte, el Data Mining (la práctica y el proceso de descifrar y extraer patrones a partir de datos), también es un área para mirar de cerca, convirtiéndose en una herramienta invaluable para el número cada vez mayor de organizaciones que hacen negocios a través de Internet y que con frecuencia pueden utilizar Machine Learning, que normalmente hace uso de conjuntos ricos en datos, generalmente exhaustivos, para entrenar software y ayudarlo a “aprender” nuevos comportamientos.