2021-08-05T11:48:24-03:00

La aberrante prueba de virginidad a las que tienen que someterse las candidatas a ingresar al cuerpo bélico de Indonesia podrían eliminarse, según anunció el jefe del Estado Mayor del Ejército, Andika Perkasa. Esta práctica ya fue denunciada por Human Rights Watch en 2014 y calificada como violación de los derechos humanos.

“Son adultos, y cuando deciden casarse, estamos seguros de que nuestros soldados son lo suficientemente maduros como para decidir qué hacer y qué no hacer”, afirmó el líder.

El jefe de la fuerza aclaró que, este tipo de exámenes médicos “van más allá de los fines de reclutamiento” por eso no es necesario basarse en ellos.

Asimismo, anunció que la práctica, también conocida con el horripilante nombre de la “prueba de los dos dedos”, tampoco se aplicará a las futuras esposas de los militares indonesios.