La abusaron en un avión, le avisó a los tripulantes y ellos tuvieron una actitud repudiable

Era la primera vez que viajaba y tuvo que vivir un hecho horrible que tuvo un desenlace que indignó a todos.

La abusaron en un avión, le avisó a los tripulantes y ellos tuvieron una actitud repudiable

septiembre 2nd, 2016

Dana T. tenía que viajar de Nueva Jersey, Estados Unidos, a Frankfurt  para comenzar un nuevo proyecto laboral en la ciudad alemana.

Era la primera vez que iba a viajar en avión y eligió a la compañía aérea Lufhtansa para hacerlo. De esta manera, ese día llegó y ella entusiasma y nerviosa, se sentó en su butaca y observó al hombre que iba a compartir el espacio junto a ella.

Dana notó que su acompañante no paraba de mover sus piernas. “Creí que era por nervios”, explicó en una entrevista con el sitio Slate.

La abusaron en un avión, le avisó a los tripulantes y ellos tuvieron una actitud repudiable - Imagen 1

Sin embargo, no le prestó demasiada atención al hecho y decidió disfrutar de su vuelo. Comió, tomó dos copas de vino y vio una película. En ese instante, el hombre que tenía sentado al lado le hizo un pedido extraño. “Recuéstate en mi regazo”, le ofreció. “Estaba medio dormida y claramente no quería ser molestada, le di una mirada rara y le dije: ‘Mmm… no’. Pensé que sólo era alguien raro”, explicó Dana.

Luego finalmente se quedó dormida. Pero fue en ese mismo instante cuando comenzó lo peor.

Según relató, en un momento se despertó porque sintió un fuerte dolor. Todos los pasajeros dormían y el avión estaba oscuras, pero el hombre del asiento de al lado le estaba tocando su lola izquierda y pellizcando sus pezones por encima de su camisa.

La abusaron en un avión, le avisó a los tripulantes y ellos tuvieron una actitud repudiable - Imagen 2

Cuando se dio cuenta de que se había despertado le gritó: “¡Oh, perdón! ¡Perdón!”. Ella saltó de su asiento y fue a pedirle ayuda a las azafatas y personal del vuelo. “Creo que ese hombre me está tocando”, le dijo a tres tripulantes que se acercaron ante su pedido de ayuda.

En ese momento una azafata le pidió que se volviera a sentar pero ella se negó debido a lo que había ocurrido. Así fu que dos tripulantes hombres fueron a hablar con el abusador. Lo único que este hombre dijo fue: “Por favor, no me arresten. Fue un accidente”.

De esta manera, decidieron cambiar de asiento a Dana y la llevaron a la clase ejecutiva. Ella estaba muy nerviosa, temblaba y no podía tranquilizarse, pero nadie la ayudaba realmente. “La gente, a veces, se mueve mientras duerme. Los indios hacen esto todo el tiempo”, le dijo un asistente alemán del avión.

Así fue que cuando Dana consiguió tranquilizarse, le preguntó a otra azafata, de origen norteamericana qué debía hacer. Ella le dijo que apenas bajara del avión se digiera a una oficina de Lufthansa en el aeropuerto y realizara la denuncia.

La abusaron en un avión, le avisó a los tripulantes y ellos tuvieron una actitud repudiable - Imagen 3

Pero al aterrizar en Frankfurt, los tripulantes dejaron bajar a todos los pasajeros del avión, incluso al hombre que la tocó. Luego ella habló con un agente de la aerolínea y le cuestionó no haber denunciado antes. Ella contó que sí lo había hecho pero, para finalizar, el hombre le dijo: “No hay nada que se pueda hacer”.

 

 

 

 

También te puede interesar…

Entra desde tu celular a TKM Alta Velocidad haciendo click: AQUI

Tags:

,

,

,

,

,

,

,

,