Cómo mirar películas de terror sin tener miedo

Te contamos 6 claves para que puedas dormir sin temores después de ver una historia escalofriante.

Cómo mirar películas de terror sin tener miedo

junio 27th, 2016

Noche de lluvia, amigos y ¿qué mejor que ver una película de terror? Si bien a veces parece ser el mejor plan, después muchos sufren de insomnio o de pensamientos negativos por los efectos que los films provocan.

Cómo mirar películas de terror sin tener miedo - Imagen 1

Para que esto no suceda, lo mejor es tener en cuenta estas claves:

1- No es real. Algunas películas “se basan en hechos reales”, pero ninguna sucedió tal cual en la vida real. Básicamente, están hechas para asustar al espectador.

Cómo mirar películas de terror sin tener miedo - Imagen 2

2- Después, despejate. Mirá una comedia, leé un libro que te guste o simplemente divertite con una charla de amigos. Y recordá: toda la película fue ficción. Tuvo mucha producción y detrás de cada escena había mucha más gente de la que creés.

Cómo mirar películas de terror sin tener miedo - Imagen 3

3- Si repetís en tu mente la escena que más miedo te causó, se volverá menos escalofriante.  Pensá en cada detalle, en cómo los productores y actores lograron hacerla hasta que se convierta en algo muy irreal.

Cómo mirar películas de terror sin tener miedo - Imagen 4

4- Googleá el backstage. Así podrás ver cómo fue realmente el detrás de escena y te va a parecer gracioso. Nada mejor que ver los bloopers.

Cómo mirar películas de terror sin tener miedo - Imagen 5

5- Comentá con tus amigos durante el films. Hagan comentarios irónicos entre ustedes cuando estén mirando la película.

Cómo mirar películas de terror sin tener miedo - Imagen 6

6- Recordá que nada de lo que le pasó a los personajes te pasó a vos antes. ¡Es lo más importante!

Entra desde tu celular a TKM Alta Velocidad haciendo click: AQUI

Tags:

,

,

,

,

,

,

,

,

,

,

Amenaza en puerta

Bahía Blanca | Vecinos amenazaron a una enfermera en el edificio donde vive. Primero le dejaron una carta advirtiendo que sabían que era enfermera y que por favor se retirara del edificio. Al día siguiente, le pintaron cuatro cruces negras en su puerta.

Amenaza en puerta