martes 24 de enero 2023

El futbolista iraní que se salvó de la ejecución pero será condenado a 26 años de prisión

Amir Nasr Azadani, es el nombre del jugador iraní que recibió este lunes la condena de 26 años de prisión por parte de la Justicia de su país.

Este lunes, la Justicia de Irán condenó al futbolista Amir Nasr Azadani a 26 años de prisión, y la razón, es por involucrarse en las protestas antigubernamentales del pasado mes de noviembre, luego de la muerte de la joven Mahsa Amini que estaba bajo custodia por violar el código de vestimenta islámico y cuyo hecho encendió las calles del país.

El jugador conmocionó al mundo entero, al conocerse que se enfrentaba a una posible ejecución en la horca, pues, fue una de las dos personas condenas por las acciones registradas el 16 de noviembre cuando tres miembros de las fuerzas de seguridad murieron durante un incidente registrado en en la provincia de Isfahán.

Pero no fue hasta este lunes, que se conocidó que el futbolista fue imputado por "incurrir en delitos contra el orden público, reunirse y conspirar para vulnerar la seguridad del país", además de cometer 'moharebé', "un delito contra Dios", según informaciones de la cadena 'Iran International" reproducidas por la agencia de noticias DPA.

futbolista iraní.png

El futbolista iraní, tiene apenas 26 años, había sido acusado y enfrentaba una posible sentencia de muerte en la horca por reclamar en favor de los derechos de las mujeres en su país.

El mundo alzó la voz por el futbolista iraní

En su momento el sindicato internacional de jugadores, FIFPRO, pidió "la eliminación inmediata de su castigo" al igual que se manifestaron en ese sentido distintos organismos ligados a los derechos humanos.

“FIFPRO está conmocionada y asqueada por las informaciones de que el futbolista profesional Amir Nasr-Azadani se enfrenta a la ejecución en Irán después de hacer campaña por los derechos de las mujeres y las libertades básicas de su país. Nos solidarizamos con Amir y pedimos la eliminación inmediata de su castigo”, señaló el sindicato en un comunicado, semanas atrás.

Amnistía Internacional también repudió la medida: “La organización le pidió a la comunidad internacional que utilice todos los medios necesarios para presionar al gobierno iraní para que detenga las ejecuciones y la pena de muerte”, dijo su presidenta Diana Al-Tahavi.

Seguí leyendo

Te Puede Interesar