2020-01-27T17:52:55-03:00

El club de rugby Biguá de Mar del Plata tomó una decisión unánime, tras el crimen de Fernando Báez Sosa, perpetuado por una patota de rugbiers. Prohibió el consumo de alcohol en el tercer tiempo y la realización de bautismos violentos entre los jugadores.

El crimen del chico de 19 años, en Villa Gesell, hace una semana, tuvo una gran repercusión y ya estaría marcando un precedente en el mundo del rugby. La institución de la provincia de Buenos Aires lanzó un comunicado, anunciando las medidas.

VER MÁS: Uno de los rugbiers del crimen de Fernando dijo que “no hizo casi nada”

 

Ver esta publicación en Instagram

 

Una publicación compartida de TKM (@mundotkmcom) el

Un club de rugby de Mar del Plata prohibió los bautismos y el consumo de alcohol en el tercer tiempo

Si bien el club admitió que “no hay que culpar ciento por ciento al deporte”, enumeró cuatro ítems que se pondrán en práctica de forma inmediata.

Una de ellas es la prohibición del consumo de alcohol, en el famoso tercer tiempo, donde los dos contrincantes se reúnen a pasar tiempo juntos. “Eliminar por completo la ingesta de alcohol en los denominados terceros tiempos de todos los partidos”, sostiene el escrito.

Simultáneamente, el club tendrá charlas de diversas temáticas como, por ejemplo, la violencia, los noviazgos violentos, el comportamiento en grupo, violencia de género, adicciones y más. Serán de carácter obligatorio para todos los jugadores.

Tampoco estará permitido realizar “bautismos” o “ritos de iniciación” que sean violentos, abusivos o invasivos para los jóvenes. Esto será promulgado adentro y por fuera del club.

VER MÁS: Impulsan la “Ley Fernando” para aplicar la “mano prohibida” a los rugbiers