2020-01-22T12:48:22-03:00

El remero Pablo Ventura, que era el miembro número 11 de la manada que asesinó a Fernando Báez Sosa, en Villa Gesell, fue liberado, tras falta de pruebas, para constatar que estuviera en el lugar del crimen.

El chico de 21 años, quien no se habría encontrado en la ciudad costera durante el asesinato, ya no está detenido, pero sigue sujeto a la causa y estará en la rueda de reconocimiento, este jueves. Lo liberaron por falta de mérito.

VER MÁS: El implicado número 11 del caso Fernando Báez Sosa: ahora habría un video que lo complicaría

 

Ver esta publicación en Instagram

 

Una publicación compartida de TKM (@mundotkmcom) el

Pablo Ventura, liberado, pero sigue en la causa por la muerte de Fernando Báez Sosa

Liberaron a Pablo Ventura, el implicado 11 del crimen de Fernando Báez Sosa - Imagen

El chico habló, por primera vez, sobre el caso en el que se vio implicado, al parecer, por una “broma” de la manada que le causó la muerte a Fernando. “Todavía no caigo, estoy apoyándome en mi familia, amigos; quiero tratar de volver, de a poco, a la normalidad”. Estuvo 4 días detenido.

En diálogo con C5N, él y su padre brindaron su testimonio de lo ocurrido. “Hoy un amigo de los chicos estos me dijo que cada vez que ellos hacían alguna picardía decían: ‘¿Quién lo hizo? Pablo Ventura’. Es lo que me dijo un amigo de ellos”, dijo su papá, José María.

La familia aseguró que iniciará acciones legales en contra de los diez rugbiers que lo habrían inculpado injustamente. La demanda será por daños y perjuicios en su contra.

Pablo Ventura no figura dentro del contrato de alquiler de la casa en la que se hospedaban los rugbiers, en la ciudad costera. Además, no aparece en ninguna cámara del boliche Le Brique, donde comenzó el enfrentamiento que derivó en el asesinato de Fernando.

Simultáneamente, un estudio médico constató que el chico no presentó signos de violencia en su cuerpo, ni de haber protagonizado una pelea recientemente.

Por parte de su defensa, se conoció un video en el que se lo ve cenando en un restaurante de Zárate, el viernes a las 21:30, 6 horas antes del crimen. Sin embargo, no se presentó en la justicia ese material.

Las claves que complicarían a Pablo Ventura

Si bien su familia y amigos juran que nunca estuvo en Villa Gesell, el video del restaurante no fue presentado en la justicia. A su vez, existe un video de un auto blanco, parecido al de Pablo, que realiza un viaje de la ciudad costera hasta Zárate, después del crimen de Fernando. Sin embargo, por falta de más pruebas, quedó descartado.

Su nombre apareció en la causa cuando uno de los rugbiers, en medio de su detención, sostuvo que una de las zapatillas era de él. A su vez, Pablo Ventura surgió en un chat de un celular de los detenidos.

Según el periodista Mauro Szeta, los investigadores creen que hay otro implicado que se fugó, pero no se determinó su identidad aún.

La fiscal ya imputó a dos rugbiers por la muerte de Fernando Báez Sosa

Verónica Zamboni, la titular de la Unidad Funcional de Instrucción (UFI) decidió la imputación de Maximiliano Thomsen, de 20 años, y de Ciro Pertossi, de 19, como coautores de la causa. El resto fue imputado como “partícipes necesarios”.

Ambos enfrentan una pena de prisión perpetua, es decir una condena de 35 años de prisión, por la muerte de Fernando Báez Sosa.

VER MÁS: Los tweets de Lucas Pertossi, uno de los rugbiers detenidos por el crimen de Fernando Báez Sosa