2019-05-24T15:19:41-03:00

Por Mara Recio 

La Dirección Nacional de Migraciones aprobó un nuevo procedimiento para la tramitación
de residencias dirigida a estudiantes provenientes de cualquier país, que quieran estudiar
en Argentina. Los jóvenes podrán cursar en universidades, asistir a cursos, hacer
intercambios, pasantías o ser becarios en organismos públicos nacionales.
La disposición es la 2040/2019 y fue publicada en el Boletín Oficial el 23 de mayo
pasado. La norma permite que las entidades educativas, las empresas y los organismos
estatales puedan solicitar que el estudiante extranjero tenga esta residencia, si se encuentra
en el exterior del país. En el caso de que esté en Argentina, puede ir personalmente a
solicitarla a la Dirección Nacional de Migraciones.

El país dispone de un gran servicio educativo, acompañado por la facilidad que brinda
para el ingreso de nuevos estudiantes extranjeros.  Alumnos como Santiago Devia, que vive hace seis años en el país, vino a cursar desde Colombia un posgrado de marketing
deportivo en la Universidad Nacional de Tres de Febrero: “Siempre me causó
mucha curiosidad Argentina como destino para capacitarme. Además, fue muy simple
estudiar acá porque no piden visa”, cuenta.

Argentina facilitó las residencias para estudiantes extranjeros ¿cuántos hay en el país? - Imagen 1

Situación actual de estudiantes extranjeros en universidades argentinas

En las universidades públicas y privadas creció la asistencia de alumnos extranjeros de
53.101 -en el 2015- a 74.013 –en 2017-. Antes representaban el 2,8% del total de
estudiantes universitarios de grado y posgrado en el país y pasaron a ser 3,4%, según el
último informe de Estadísticas Universitarias 2017-2018 del Ministerio de Educación,
Cultura, Ciencia y Tecnología de la Nación.
La Coordinadora de Programas de Intercambio en la Facultad de Derecho de la
Universidad de Buenos Aires (UBA), Lucía Bassi, explica: “Todos los años hay más
postulaciones que los años anteriores para estudiar en la facultad por el alto nivel
académico y la amplia oferta de cátedras”.
El informe publicado por el organismo detalla que la mayoría de las personas provenientes
de otros países – 54.471 -estudian en las universidades públicas, mientras que 19.542
cursan en privadas. Esta tendencia se mantuvo, ya que en el 2015 también habían más
estudiantes en universidades públicas – 35.636- que en privadas -17.465-.

“Elegí estudiar en Argentina porque quería cursar en la UBA, ya que está reconocida
mundialmente”, cuenta Fátima Flores, 24 años, es de Uruguay y hace tres vive acá porque
estudia Edición; en su país no es una carrera de grado. Este año, la UBA instaló 32
carreras, una más que en 2018, y posicionó diez dentro del top 100 global, según el
ranking internacional de la consultora QS.
La mayoría de los estudiantes extranjeros vienen del continente americano (93,6%), de los
cuales 51.353 asisten a universidades públicas y 17.868 a privadas. En segundo lugar, con
el 4,6% provienen de Europa, le sigue 1,4% el continente asiático, 0,4% África y en
último puesto, 0,1% vienen de Oceanía.