2019-02-11T09:10:45-03:00

El clásico rosarino finalizó nuevamente con empate. Antes de que se definieran las acciones en el campo de juego, la polémica tuvo lugar en el vestuario del equipo visitante, que para sorpresa de los utileros del conjunto que dirige Edgardo Bauza, encontraron químicos tóxicos y cenizas de personas fallecidas por todo el lugar.

Los dirigentes que se acercaron después de la inspección inicial dejaron constatación policial de lo sucedido. Según dijeron ante las cámaras, el ambiente se encontraba inhabitable. El vicepresidente de Rosario Central, Ricardo Carloni denunció que dos utileros sufrieron una intoxicación.

Finalmente el vestuario fue clausurado y el primer equipo del actual campeón de la Copa Argentina tuvo que cambiarse en donde lo hace la reserva antes de saltar a la cancha.

VER: La despidieron como entrenadora de fútbol infantil “por ser mujer”