2018-02-05T16:50:16-03:00

Señorita Bimbo, comediante, escritora y locutora, accedió a ser entrevistada por Jorge Rial, en Intrusos. Y lo hizo para abrir el debate sobre una temática que nos repercute a todos: el feminismo.

Su nombre resonó fuerte en las últimas semanas, al ser una de las tantas mujeres valientes que se animaron a denunciar haber sido abusada sexualmente por Roberto Pettinato. “Si sos mujer y trabajaste con Pettinato sabes de lo que habla. Ninguna nos salvamos de un manoseo de más”, detalló en Twitter.

Tras sumarse, en las últimas horas, el testimonio de Karina Mazzocco sobre los abusos que ejercía Pettinato, Señorita Bimbo fue clara respecto a la valentía de las mujeres en alzar su voz, y habló, entre diversas temáticas, sobre su experiencia personal,  el aborto, la educación sexual y el feminismo.

QUÉ ES EL FEMINISMO Y PARA QUÉ SIRVE

“Sirve porque es histórico el momento que estamos viviendo. Hablar nos costó muchísimo tiempo”, sentencia, sobre la valentía de las mujeres en hablar y denunciar abusos. Y recalca que todo comienza a partir de desnaturalizar ciertas costumbres que legitimamos a diario: “En cómo te tratan, en cómo te miran, en cómo te mirás vos al espejo. Que empecemos a hablar cambia todo. El feminismo no es igualdad de derechos y que no nos maten. Es fácil identificarse con eso, y también tomar distancia. Porque quizás nunca te golpearon o quizás no violaste a nadie”, recalca. Y detalla los micromachismos que están presentes en nuestra sociedad: “La violencia en la mujer se ejerce de muchas maneras: la tele, la tanda publicitaria que te dice todo lo que está mal en vos. No crean mujeres fuertes, que se imaginen en lugar de liderazgo. Que empiecen a hablar las mujeres con ciertos privilegios es muy valioso: todas tenemos algo en común, todas lo vivimos, todas tenemos estrategias para cruzar la calle”.

SOBRE SU EXPERENCIA CON ROBERTO PETTINATO

“A mí me pasó con Pettinatto y no lo quiero poner en el lugar de acoso porque no tiene que ver con llevarte a la cama. Y aun en las situaciones de acoso sexual, poco tiene que ver con el cortejo y el deseo. Te quieren demostrar que tienen poder, poder machista, en un lugar donde el varón puede hacerlo. Pettinato es un maltratador: con los varones se lleva de otra manera, a las mujeres las maltrata, nos considera inferiores“, expresa. Y destacó que su modus operandi era avanzando sobre los cuerpos: “A mí me mordió el cuello, tenía una fijación con eso. Yo le decía ‘salí, viejo drácula’. Pero conmigo no se quería acostar“, destaca. A ella, en cambio, la sometía a situaciones de bullying: “Había salido una nota en el diario mía donde él decía, haciendo cuentas en voz alta,’esta chica es adoptada’. Decía: ‘¿Sos adopatada? ¡Qué asco, sáquenla de acá!'”, detalla.

Sin embargo, para ella el problema no es Pettinato en sí: “A él le molesta la existencia de las mujeres en general. Pero no es él el problema, es todos los Pettinatos que están sueltos. Esa manera de tratar a las mujeres y de mirarlas, está lleno de Pettinatos, mujeres marcadas por esos comentarios. Pettinato no es un loco que sale de un arbusto y viola, es un señor que tiene esas ideas como tantos otros, pero él tiene el poder”, resalta.

QUÉ HACÍAN QUIENES ERAN TESTIGOS DEL MATRATO QUE EJERCÍA PETTINATO A LAS MUJERES

“Son los capos. Para una generación de 30-40, parte de esa irreverencia es el maltrato. Muchos humoristas se ríen en los débiles, de los defectos, de las diferencias. Los cuerpos de las travas, de los discapacitados, de los gordos, lo mismo que está en la tele. Se los banca por rating”, sentencia.

SOBRE LOS DICHOS DE PETTINATO RESPECTO AL FEMINISMO

“Están buscando si el límite sigue ahí. Esos límites que para ellos no existían siguen estando ahí. Hay un temor porque van a salir muchas más, el miedo los acorrala. ¿Decir que tenes miedo al brazo extremo del feminismo? ¿Cuando tenes una muerta por día? Lo máximo que hacemos es enojarnos en Twitter, no matamos a nadie”, manifiesta.

SOBRE EL ABORTO Y LA ADOPCIÓN

“En televisión el aborto no existe. No abortan ni en ficción, porque hay pauta de pañales en el corte. Porque está relacionado a la moral, con las opiniones con la religión, cuando en realidad es una cuestión de salud pública. Se producen 500 mil abortos clandestinos por año, las mujeres abortan, abortarán… el punto es cómo lo hacen. Se tiene miedo porque tenemos un Estado unido a la Iglesia. Y donde se meten cuestiones personales que no tienen que ver con lo que pasa… Es la primera causa de muerte de mujeres gestantes. Mientras debatimos, se está muriendo una”, expresa. Y lo compara con países que lo han legalizado: “Donde se legalizó, bajó la taza de muertes. Cargarlo es una experiencia traumática”, manifiesta.

Y después fue por quienes creen a la adopción como una opción viable, antes que abortar: “Yo tengo esa historia”, responde, basándose en su experiencia personal. “Pero atrás de una historia de adopción hay una historia de abandono de una mujer que no pudo decidir. Hablar de adopción, con lo difícil que es adoptar, se quedan esos niños esperando por años. No tiene nada que ver. En la adopción hablamos de bebés. Y cuando hablamos de aborto hablamos de embrión, que ahí esta la ciencia. Mientras hablamos eso pasa, las mujeres abortan, van a seguir muriendo mujeres que no pagaron. La que pudo, pago”, expresa.

EDUCACIÓN SEXUAL

“Lo que nos pasa a las mujeres no es la depilación: es el maltrato laboral, es no saber qué hacer con un embarazo no deseado. Lo importante de hablar es que hay mujeres que lo están viviendo con culpa. Hay que educar con políticas desde el Estado. Hay una ley que no se cumple, mientras tanto, mueren. No todas saben lo que es el misoprostol”, explica, en referencia al medicamento que sirve para abortar en las primeras 12 semanas.

LO DIFÍCIL DE SER FEMINISTA

“Porque es un ejercicio que implica cuestionarlo todo. Si a vos te parece que el mundo así como está y el lugar que ocupamos las mujeres está bien… es porque hay algún privilegio, porque si te pones a pensar encontrás que no. El feminismo empieza con femin, pero es un movimiento que quiere lo mejor para todos. Para un varón es un bajón, la idea de masculinidad que hay, la mayoría no lo puede sostener, la mayoría no lo puede comprender. La otredad, que es la mujer, ese sentimiento de no comprensión lleva a que la maten”, explica.

SOBRE LAS QUE NO SE PROCLAMAN FEMINISTAS

En referencia a Araceli Gonzalez, que dijo que no se considera feminista por amar a su marido, Srta. Bimbo fue empática: “No son enemigas las que tienen un discurso equivocado. A la gente que hay que reclamarle cosas es a los que votamos y nos dan un presupuesto que es un chiste para luchar contra la violencia”, sentencia. Sin embargo, dejó en claro que quienes tienen popularidad deberían “agarrar Google”: “Si no dan un discurso que entorpece”.

EL CASO DE CALU RIVERO Y DARTHÉS

Acá a Calu se la condenó como si fuera que necesita de un escándalo. Acá todavía no se ve a la mujer como sujeto político que es. Es como decir ‘Obama es presidente, a los negros no les pasa nada’. Es tu historia, no la miramos mirando la historia que tienen atrás las mujeres. Empatía es lo que nos diferencia de los psicópatas. A ella le sirvió hacer un comunicado, tuvo que dejar de trabajar, de actuar, se fue del país. Te da miedo por las que vienen, por eso lo dijo. Es un momento hisótico que no sabemos cómo actuar, estamos cambiándolo todo”.

Y concluyó: “No le tengan miedo al feminismo, que es un bien para todos y todas”.