La bella historia del músico callejero que sorprendió a Roger Waters de Pink Floyd

Hay miles de músicos dando vueltas este planeta. Algunos con cualidades virtuosas que cualquier genio envidiaría. Como es el caso de Sebastián Zoppi, un joven que tocaba en las calles de Argentina para juntar algunos pesos para comer, y de paso, sorprendiendo a todos con su habilidad en las baquetas. Una tarde del 2012, mientras […]

La bella historia del músico callejero que sorprendió a Roger Waters de Pink Floyd

noviembre 2nd, 2015

La bella historia del músico callejero que sorprendió a Roger Waters de Pink Floyd - Imagen 1

Hay miles de músicos dando vueltas este planeta. Algunos con cualidades virtuosas que cualquier genio envidiaría. Como es el caso de Sebastián Zoppi, un joven que tocaba en las calles de Argentina para juntar algunos pesos para comer, y de paso, sorprendiendo a todos con su habilidad en las baquetas.

Una tarde del 2012, mientras tocaba una poderosa canción de Heavy Metal, supo que estaba invitado a un casting especial. Lo que no sabía es que ahí estaba nada menos que Roger Waters, uno de los maestros del rock y figura de la banda británica Pink Floyd, quien tuvo la gentileza de invitarlo a participar en un tema donde tocó además con otros latinos como Shakira, Eric Clapton, Pedro Aznar y Gustavo Cerati.

Al poco tiempo ambos se encontraron nuevamente tocando arriba del escenario, esta vez en la prueba de sonido del show de Waters en la cancha de River Plate. Su amistad creció y hasta el músico inglés quiso darle un lindo obsequio una bateria de verdad, para que dejara de tocar su clásica percusión hecha de tarros de basura: “”No podía creerlo. Luego del recital yo seguía tocando en la calle con mis tachos de pintura y me encontré con esto. Ya Roger no estaba en el país, pero filmamos un video para mandarle y que viera que el regalo llegó a su destino” contó Leppi al diario Clarín.

Aún con los recuerdos frescos en su memoria, este joven aún sorprende a los transeúntes con sus peformances callejeras, y la vida lo ha seguido sorprendiendo: un alemán que también se encandiló con su virtuosismo, lo invitó a realizar una gira por Europa de seis meses. “El alemán me dijo que me pagaban todo. Al final, terminé tocando en teatros de Berlín, Viena, Roma, Hamburgo, Frankfurt, Amsterdam, Stuttgart y Madrid”.

Zoppi deja un mensaje a todo el mundo al respecto de su experiencia: “Pase lo que pase vos tenés que ser feliz y seguir tus sueños”.

Entra desde tu celular a TKM Alta Velocidad: tkm.news/cl

Tags: