El sol después del sol

¿Qué cuidados hay que tener en cuenta si nos quemamos mucho?

El sol después del sol

enero 21st, 2011

¿Te fuiste a la playa y el sol te dejó coloradísima? ¿Te quedaste dormida bajo el sol y quedaste hecha un camarón? Leé atentamente estos consejos para que la piel no se lastime.

Si tu caso de exposición al sol es muy extremo, al punto de que te arde toda la piel y no soportás ni siquiera ponerte el pijama, lo ideal y más recomendado es que después de bañarte con algún buen jabón de tocador bien humectante, te apliques una crema o emulsión (que tiene una consistencia más líquida y va a permitir que te la puedas aplicar más fácilmente) que tenga vitamina A. Este componente es muy bueno para la piel y va  a ayudar a que la nutras bien después de tanto maltrato.

Vas a notar cómo a los pocos minutos, la crema va a ser totalmente absorbida por la piel, eso se debe a la falta de hidratación.

En cambio para un caso menos grave, pero en el que igual quedaste bastante colorada, tenés los geles after sun o post solares. Su consistencia acuosa te va a refrescar e hidratar la piel.

En cualquiera de los dos casos es importante que mantengas humectada la piel, para que no pierda elasticidad y la puedas curar y renovar.

Si, en cambio fuiste a la playa y tomaste todos los cuidados necesarios para no quemarte en exceso, podés aplicarte cualquier crema para el cuerpo. Pero es siempre importante que después del sol, sea cual sea el resultado, uses alguna crema para hidratar y nutrir la piel.

Cuando al día siguiente vuelvas a la playa, tu piel va a estar bastante irritada, entonces no te olvides de ponerte el protector solar de factor más elevado ¡imprescindible! En los días posteriores mantenéte alejada del sol y tratá de cubrir tu piel dañada para que no se lastime más. Y obviamente que en los horarios más peligrosos te conviene quedarte en casa.

Entra desde tu celular a TKM Alta Velocidad haciendo click: AQUI

Tags:

¿Y vos qué opinás?