Su hijo murió de diabetes y sus padres fueron condenados a prisión perpetua por no creerles a los médicos

Ellos fueron declarados culpables por homicidio. Pero los padres declararon que los médicos diagnosticaron mal a su hijo a propósito.

Su hijo murió de diabetes y sus padres fueron condenados a prisión perpetua por no creerles a los médicos

marzo 3rd, 2017

Toda historia tiene una explicación por más extraña que resulte. Lo cierto es que la familia implicada en el caso, de apellido Radita, no comulgaban con el parte médico debido a su religión: Iglesia Apostólica Rumana.

Su hijo murió de diabetes y sus padres fueron condenados a prisión perpetua por no creerles a los médicos - Imagen 1

Por ese motivo, Rodica y Emil, padres de Alexandru, no le creyeron a los médicos que en diciembre del 2000 le dijeron que su hijo tenía diabetes tipo 1. El pequeño, con tan sólo 3 años, había ingresado en el hospital con fiebre muy alta, vómitos y un fuerte dolor abdominal.

Su hijo murió de diabetes y sus padres fueron condenados a prisión perpetua por no creerles a los médicos - Imagen 2

VER MÁS: Al ver la dentadura de este niño el médico le preguntó si bebía esto

Por su ideología, esta familia hizo oídos sordos a la advertencia que los médicos le habían dado y continuaron con la vida normal de su hijo pese a que cada vez estaba más flaco. El pequeño prácticamente no comía y cuando murió el 7 de mayo de 2013 en su casa de Calgary (Canadá), Alexandru pesaba 16 kilos y tenía 15 años.

Su hijo murió de diabetes y sus padres fueron condenados a prisión perpetua por no creerles a los médicos - Imagen 3

La paramédica que se encontró con el cuerpo describió cómo encontró al niño luego de su deceso. “Tenía llagas negras y necróticas en la cara. La mandíbula izquierda tenía llagas abiertas tan profundas que podía ver el hueso de su mandíbula. No quedaba nada de su estómago porque estaba extraordinariamente flaco“, reveló al mismo tiempo que agregó que “su cintura era de aproximadamente tres pulgadas, estaba vestido con un pañal y una camiseta y tenía los ojos abiertos”.

Su hijo murió de diabetes y sus padres fueron condenados a prisión perpetua por no creerles a los médicos - Imagen 4

Por otra parte, la jueza que preside la Corte de Alberta, Karen Horner, señaló: “Los Radita estaban advertidos de las consecuencias de la enfermedad de Alex y aun así se negaron a tratar su condición médica con insulina y cuidados médicos. Sabían que estaba muriendo. Sus músculos habían desaparecido. Su cuerpo estaba cubierto de dolorosas úlceras. El dolor a veces debe haber sido insoportable. No podía usar el baño. La única evidencia de su ingesta de alimentos fue comida para bebés”.

Su hijo murió de diabetes y sus padres fueron condenados a prisión perpetua por no creerles a los médicos - Imagen 5

Finalmente, Rodica y Emil Radita fueron sentenciados a cadena perpetua por ser culpables de homicidio. A ellos se los encontró culpables del crimen de su propio hijo.

Su hijo murió de diabetes y sus padres fueron condenados a prisión perpetua por no creerles a los médicos - Imagen 6

VER MÁS: Conoce los 10 beneficios insólitos de comer palomitas de maíz

Entra desde tu celular a TKM Alta Velocidad haciendo click: AQUI

Tags:

,

,

,

,

,

,

,

,

,

,